• LesEscribidores

¿Es posible escribir en pleno encierro? Sí

En muchas ocasiones las inspiraciones suelen venir de elementos externos, una conversación en la ruta hacia la universidad o trabajo, un atardecer particularmente hermoso después de un día de fiesta en la playa, o tal vez solo el olor del café por la mañana puede funcionar para dar paso a una nueva historia.


Aunque todo lo antes mencionado solía ser el alimento de muchas ideas, en los últimos meses nos hemos encontrado en una nueva realidad que nos lleva a buscar nuevas fuentes de inspiración. Nuestras casas se han vuelto espacios que debemos que redescubrir en el día a día. Y las calles que tenemos que transitar para seguir con nuestras vidas, ahora nos parecen peligrosas en maneras que nunca habíamos considerados.


Es por eso que hoy te presentamos con tres ejercicios que puedes hacer en estos nuevos lugares con los encontramos. Estos ejercicios te ayudarán a traer nuevas ideas a la mesa, y con un poco de trabajo, se convertirán en semillas para futuras historias que desees compartir a futuro.


1. Escribe un relato corto sobre la última serie o película que hayas visto.

Cuando el encierro nos atrapa, el entretenimiento viene a nosotros por medio de un sinnúmero de series o películas que nos inspiran. Ahora, y sin hacer trampa, intenta recordar que es lo último que viste (y que te gusto ver), y escribe dentro de este universo; Este ejercicio puede realizarse con los personajes del material seleccionado, o con personajes originales que podemos introducir en el universo.

Cabe destacar que lo que se busca es comenzar a escribir, y encontrar un tanto de inspiración de un elemento de entretenimiento que sea de nuestro interés desde el principio.


2. Pregúntale a algún familiar tuyo o amigo cercano que te cuente una historia de vida interesante y luego intenta escribirlo de manera interesante.

En tiempos de pandemia se ha visto que hemos logrado conectar de nuevas maneras con diferentes personas, y este ejercicio te ayudara a hacerlo mientras escribes. Encontrarás cosas que no sabías de tus abuelos, o tal vez descubrirás un elemento de tu mejor amigo que te gustaría incorporar en una historia a futuro. Además de leer, escuchar es otra opción interesante a considerar en el proceso de escritura.


3. Observa tus actividades del día a día y escribe sobre una actividad que antes no era parte de tu rutina pero que ahora es parte de tu nueva ¨normalidad¨

Encontrarse caminando por la calle con una mascarilla en la cara es una nueva normalidad, hasta tal punto que no nos detenemos a analizar que hace un par de meses esto no era parte de nuestra rutina. Por medio de este ejercicio podremos notar las cosas que han cambiado a nuestro alrededor para implementarlo en nuestros escritos, los cuales pueden ser realidades en el 2020 que a futuro solo serán historias.

Esperamos que estos tres ejercicios funcionen como una buena distracción en estos tiempos tan difíciles, y que con un poco de trabajo se vuelvan elementos que deseen implementar en sus procesos de escritura.

12 views

© Todos los derechos reservados. Revista Les Escribidores

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Instagram Icon